Descarta Merrill Lynch mayor inflación por el desabasto

Descarta Merrill Lynch mayor inflación por el desabasto

Ciudad de México, 16/Ene/2019 (La Jornada).-El Banco de América-Merrill Lynch descartó que el desabasto de gasolinas ocasione una afectación mayor a la economía o en la inflación, y celebró las medidas para atacar el robo de combustibles.

Carlos Capistrán, economista en jefe para México y Canadá de la institución bancaria internacional, rechazó que a México se le pudiera bajar la calificación crediticia. Señaló que el combate al hurto de hidrocarburos es bienvenido, porque es un paso en la dirección correcta para fortalecer el estado de derecho.

Parece que están mejorando las condiciones de abasto de gasolinas. Entonces, el impacto económico será menor. A lo mejor veremos que los precios de unos bienes agrícolas podrían subir un poco, y por ahí una desaceleración en el consumo en los estados que se vieron afectados, pero no estamos estimando en este momento una afectación mayor ni a la economía ni a la inflación, subrayó.

Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), también respaldó la estrategia del gobierno contra el robo de combustibles.

El desabasto de gasolina es una de las consecuencias de un acto todavía más profundo: el robo de combustible a gran escala que se estaba produciendo en México. No es robo pequeño. Estamos hablando de que el hurto se estaba dando en refinerías, en centrales productivas. El robo de combustible en el país es muy profundo, muy grave y ha atendado seriamente contra una de las empresas del país, Pemex, subrayó durante una videoconferencia.

Por su parte, José Manuel López, presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco-Servytur), manifestó que el sector tiene registradas pérdidas por 5 mil millones de pesos por el desabasto de combustibles.

En conferencia de prensa, precisó que las pérdidas corresponden a los 11 días de falta de abastecimiento de hidrocarburos en las entidades más afectadas: estado de México, Guanajuato, Michoacán, Querétaro y Ciudad de México.

Aunque aseguró que no se han reportado alzas de precios ni falta de mercancías, comentó que por todo el tiempo que dure el desabasto de gasolinas la economía del país lo resentirá con una baja de una décima del producto interno bruto (PIB) o 18 mil millones de pesos por costos indirectos, tal como estimó el Centro de Estudios Económicos del Sector Privado.

El Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) descartó que este mes se registre un crecimiento económico negativo en el país, como consecuencia del desabasto de gasolinas.

Para que en enero se diera una cifra negativa en la actividad económica, en los siguientes 15 días tendríamos que ver una crisis muy generalizada, pero eso no lo observamos. Si bien el Bajío está muy afectado, estados del norte y sur del país no han tenido problemas. En la inflación puede haber impactos temporales, pero no críticos, sobre todo porque los precios de productos perecederos pueden presionar, pero no es una cuestión crítica, aseveró Federico Rubli Kaiser, vicepresidente del Comité Nacional de Estudios Económicos del IMEF.

La cadena Walmart negó que presente desabasto de productos en sus sucursales, pero dijo que podría haber retraso en las entregas de pedidos en línea.

Last modified onMartes, 19 Febrero 2019 15:56
back to top